top of page

📕4.- ¡LEER libros para APRENDER ESPAÑOL! 🍭 "El arte de no amargarse la vida". (Rafael Santandreu)



Queridos amigos españoleros, vamos con el capĂ­tulo cuatro de nuestro libro “El arte de no amargarse la vida”, de Rafael Santandreu. AsĂ­ que si querĂ©is saber cĂłmo continuar nuestra historia, quedaos a ver el vĂ­deo hasta el final.


Vamos a empezar, como siempre, con nuestro mantra particular: Yo hablo español, yo hablo español, yo hablo español.


Como he dicho al principio, ya vamos por este capĂ­tulo 4.Âș del libro del doctor Santandreu. Si querĂ©is seguir el hilo de la historia, os recomiendo que empecĂ©is por el nĂșmero uno para ir continuando con la historia tal y como se cuenta en el libro.


Ya sabĂ©is que esto es una forma nueva de aprender español que yo os ofrezco. Es una forma en la que hacemos dos cosas en una sola vez: aprender español y aprender sobre crecimiento personal y psicologĂ­a. En este caso en español, tenemos una frase para decir que hacemos dos cosas a la vez y es: “Matar dos pĂĄjaros de un tiro.” A ver, lo de matar pĂĄjaros no suena muy bien, pero es una frase hecha que decimos mucho, matar dos pĂĄjaros de un tiro, hacer dos cosas a la vez.


Y tenemos nuestro capĂ­tulo 4.Âș, nuestro capĂ­tulo 4.Âș se titula: “Preferencias en vez de exigencias”. Seguro que si vosotros tenĂ©is el libro ya lo habĂ©is visto. Y en este capĂ­tulo 4.Âș vamos a hablar de tres cosas fundamentalmente:


1.- Primero, vamos a ver cuĂĄles son, segĂșn el doctor Santandreu, las creencias irracionales bĂĄsicas, aquellas creencias que no tienen sentido y que la mayorĂ­a de nosotros tenemos.


2.- Después vamos a hablar de lo que realmente, realmente necesitamos para ser felices, que ya os adelanto que parece ser que es muy poco.


3.- Y en tercer lugar, vamos a conocer la historia de Norma, una escritora que va a ilustrar esta historia. Va a ilustrar muy bien todo lo que el doctor Santandreu nos dice.


Y vamos con el punto nĂșmero uno, aquellas creencias irracionales que son bĂĄsicas para todo. Y esto lo dice el doctor Santandreu, no porque se lo haya inventado Ă©l, sino que es fruto de muchas investigaciones. ÂżY cuĂĄles son estas tres creencias bĂĄsicas que todos tenemos? Pues son Ă©stas:


  1. Primera: Debo hacerlo todo bien o muy bien.

  2. Segunda: La gente me deberĂ­a tratar siempre bien, con justicia y consideraciĂłn.

  1. Y tercera: Las cosas me deben ser favorables. Es decir, las cosas siempre me tienen que ir bien.


Estas tres creencias, que por lo visto estĂĄn en cada uno de nosotros, nos hacen sufrir mucho. Nos hacen sufrir bastante. Y estas creencias deberĂ­an transformarse en las siguientes frases que vamos a leer en el mismo orden, pero transformadas o cambiadas como... como ahora os voy a decir.


  1. En el primer caso, en el caso que habĂ­amos dicho, debo hacerlo todo bien o muy bien, deberĂ­amos decir: Me gustarĂ­a hacerlo todo bien, pero no lo necesito. Es decir, no necesito hacerlo todo bien para disfrutar del dĂ­a.


  1. La segunda creencia, la de la gente me deberĂ­a tratar siempre bien, con justicia y consideraciĂłn., deberĂ­an cambiarla a: SerĂ­a genial que todo el mundo me tratase bien, pero puedo vivir sin ello. Es decir, que puedo vivir bien y feliz, aunque no todo el mundo me trate bien.


  1. Y la tercera creencia irracional de la que hablĂĄbamos, esa que decĂ­a que las cosas me deben ser favorables, deberĂ­amos sustituirla por me... (perdĂłn). DeberĂ­amos sustituirla por: ÂĄCĂłmo me gustarĂ­a que las cosas me fueran favorables! Pero no siempre va a ser asĂ­ y lo acepto. AĂșn asĂ­, todavĂ­a puedo ser feliz.


Fijaos cĂłmo cambia la cosa de hacer unas afirmaciones de una manera a hacerlas de otra.


Y con esto pasamos a la segunda parte de lo que se nos quiere enseñar en este capítulo, y es que aprendamos las cosas que realmente necesitamos para ser felices. Y parece ser que el hombre o la mujer maduro es aquel, aquel que sabe que no necesita nada o casi nada para ser feliz.


Entonces, si decimos que el hombre no necesita casi nada para ser feliz, ÂżquĂ© es realmente lo que necesita? ÂżQuĂ© cosas necesitan, esas que son muy pocas? Pues segĂșn el doctor Santandreu, el ser humano necesita solo la bebida, la comida y la protecciĂłn frente a las inclemencias del tiempo. Es decir, lo que yo siempre he dicho, tener un techo o una casa donde vivir.


Y yo me pregunto: Si la mayorĂ­a de personas del planeta tienen esas necesidades cubiertas. ÂżPorque la mayorĂ­a de personas del planeta no somos felices?


Y segĂșn Rafael Santandreu, no somos felices porque convertimos nuestros deseos en necesidades. Y ahĂ­ estĂĄ el problema. Necesidades. Creemos que tenemos muchas necesidades, aunque hemos dicho que realmente la necesidades que necesitamos son tres. Tres, bĂĄsicamente.


En realidad, todos creemos que tenemos muchas necesidades porque confundimos los deseos con necesidades. Y el doctor Santandreu nos quiere hacer que pensemos que un deseo en realidad es algo que me gustarĂ­a ver cumplido. Es decir, que me gustarĂ­a que se hiciese realidad, pero que en realidad no lo necesito. Si ese deseo no se cumple, yo puedo seguir siendo feliz. Es decir, es muy bueno tener deseos. Lo que es malo es que esos deseos se conviertan en necesidades, las cuales, si no se cumplen, nos hacen ser muy infelices.


ÂżY por quĂ© esos deseos convertidos en necesidades nos hacen ser muy infelices? Por dos cosas fundamentalmente: La primera es lo que hemos dicho antes, que si el deseo convertido en necesidad no se cumple, nos hace ser infeliz. Y segunda, que si el deseo convertido en necesidad se cumple, siempre tenemos miedo a perderlo. Perderlo en nuestra vida, con lo cual seguimos siendo infelices. Y es que, segĂșn Ă©l, en realidad, si los deseos no se cumplen, deberĂ­amos seguir siendo felices, porque los deseos pueden o no pueden cumplirse.


Y para ilustrar todo esto, toda esta teorĂ­a, vamos a pasar a la tercera parte que querĂ­a comentar de este capĂ­tulo y que ilustra todo lo que hemos hablado hasta ahora y es la historia de Norma.


La historia de Norma la voy a leer textualmente. Norma era una mujer joven, hermosa e inteligente. HabĂ­a recibido una buena educaciĂłn en su MĂ©xico natal y ahora vivĂ­a en Barcelona, dedicada a su pasiĂłn, la escritura. Ya habĂ­a publicado un par de libros en editoriales españolas y francesas, aunque no habĂ­a vendido muchos ejemplares de ninguno de ellos. De todas formas, podĂ­a ganarse bien la vida como traductora a tiempo parcial. No obstante, su vida interior era desastrosa. Con frecuencia tenĂ­a ansiedad y el mundo le parecĂ­a un lugar feo y hostil, y, sobre todo, se castigaba a sĂ­ misma por no ser, a sus 30 años de edad, una escritora reconocida, Norma, me decĂ­a: Cuando voy al mĂ©dico me siento fatal porque veo que Ă©l o ella tiene una buena carrera, ha conseguido llegar. Sin embargo, yo soy sĂłlo una traductora de tres al cuarto. Siento vergĂŒenza.


AquĂ­ tenemos una frase hecha. SĂłlo soy una traductora de “tres al cuarto”. Alguien que es de tres al cuarto, se considera que es una persona media, mediocre, que no resalta ni sobresale mucho. Y asĂ­ es como se sentĂ­a Norma, porque Norma se sentĂ­a inferior no sĂłlo delante del mĂ©dico, sino delante de cualquier persona que ella consideraba que habĂ­a tenido mucho Ă©xito en su carrera profesional.


Ella se sentĂ­a inferior y vivĂ­a amargada y muy infeliz porque para ella era una real, una autĂ©ntica necesidad, ser una persona de Ă©xito en su trabajo. SegĂșn ella, ese sentimiento de inferioridad al no haber alcanzado ese Ă©xito que ella necesitaba, le hacĂ­a que incluso no fuese feliz ni haciendo lo que mĂĄs le gustaba, que era escribir. Y no era feliz porque se consideraba una persona frustrada y amargada al no haber conseguido su Ă©xito profesional como digo.


Pues amigos, hasta aquĂ­ el 4.Âș capĂ­tulo de nuestro libro del doctor Santandreu. Decidme si esta forma de aprender español os gusta, decĂ­dmelo en los comentarios y amigos, si este vĂ­deo os ha gustado, me encantarĂ­a que le dieseis a me gusta, no olvidĂ©is suscribiros al canal, como siempre digo y nos vemos aquĂ­ en futuros vĂ­deos de español y olĂ©. Un besito y hasta muy pronto amigos. AdiĂłs.


7 visualizaciones0 comentarios
bottom of page